El clima frío , la lluvia , la nieve y los pastos con niveles bajos de nutrientes son un desafío para mantener una alimentación adecuada. Estos consejos pueden ayudar a mantener a su caballo en los mejores condiciones.

Los caballos más viejos , especialmente los que tienen mala dentadura , pueden perder sucaballos invierno condición corporal más fácilmente en esta época del año. Para remediar esto podemos remojar la fibra , ofrecer pulpa de remolacha o de soja que es una buena alternativa cuando la masticación se hace difícil.

Desde una perspectiva evolutiva , el invierno es la temporada en que los caballos en estado salvaje bajan de peso haciendo uso de sus reservas de grasa. Así que no se apresure a cambiar la dieta de sus caballos si comienzan el invierno con unos kilos de mas.

Mantener el peso es un reto que preocupa a muchos propietarios durante los meses de invierno .

Un suplemento rico en aceite puede ayudar a aumentar la ingesta de calorías.

Algunos caballos de deporte aumentan el trabajo en invierno o siguen compitiendo en el interior. Como tal , el consumo de alimento tiene que aumentar, para compensar tanto el frío como o una carga de trabajo superior. Para aquellos con una tendencia a calentarse , el mejor enfoque es buscar alimentos más altos de energía que son bajos en almidón, pero altos en fibra digestible y aceite.

Los caballos tienen un fuerte deseo inherente de masticar y es difícil satisfacer esto en caballos estabulados constantemente durante los meses de invierno. Si lo ignoramos , pueden surgir problemas de comportamiento tales como masticar madera, tragar aire o otras cosas que esten a su alcance.

Los cólicos o úlceras gástricas pueden también representar un riesgo , por lo que el acceso a forraje debe ser abundante y constante .

El invierno trae consigo un mayor riesgo de problemas como la laminitis. Para caballos y ponis hay que tener un control estricto de la ingesta de hierba durante el invierno. Para los caballos que son propensos a la laminitis o a mantener una linea constante de trabajo el invierno pueden ser un gran problema , sobre todo cuando se asocia con un aumento en la cantidad de alimento .

La regularidad del trabajo es importante y cualquier aumento en la alimentación debe seguir un aumento de ejercicio.

Una dieta equilibrada es esencial, pero un concentrado bajo en almidón y azúcar puede ser beneficioso.

 

1 Comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.