Con este primer post, empezamos una serie de artículos dirigidos a la alimentación especifica de cada modalidad hípica. El primero es la doma. Esperamos sea de vuestro interés

La doma requiere energía, concentración y obediencia del caballo. El tipo de trabajo que se requiere de un caballo dedoma doma se podría comparar en una mezcla entre el levantamiento de pesas y el ballet, por lo que requiere un desarrollo óptimo de los músculos.

La alimentación para lograr todos estos objetivos puede ser difícil, si damos demasiada energía, se puede perder el control y la concentración, y por el contrario, muy poca energía conlleva una carencia y falta del impulso necesario en la arena. La doma no requiere un enorme consumo de energía, y el exceso dificultará el rendimiento y la solidez

La importancia de la fibra

La base de la dieta de cualquier caballo debe ser una fibra de buena calidad en forma de heno o pasto. Al menos el 50% de la dieta del caballo de doma debe ser forraje, incluso a la hora de competir al más alto nivel. La fibra es esencial para el mantenimiento de un intestino sano, así se reduce la probabilidad de úlceras gástricas y cólicos, y ayuda a mantener el apetito y la hidratación.

Definición de las necesidades de energía

Cuando se trata de elegir un alimento concentrado recuerde tener en cuenta la carga de trabajo, el temperamento, la edad y la condición de su caballo.

Para los caballos jóvenes que inician, o caballos maduros en  trabajo ligero, basará con un pienso de baja energía, y alto en fibra. La alimentación con piensos con bajo contenido en cereales son ideales para no «calentar» al caballo y así evitar comportamientos excitables.

Para los caballos en trabajo más duro, pero que tienen una tendencia a calentarse, una fuente de energía más alta, con un alto contenido de fibra y grasas puede ayudar a proporcionar los niveles necesarios de energía sin el doma vaqueracomportamiento a veces asociado con los alimentos a base de cereales tradicionales.

Para los caballos mas «fríos», algunas fuentes de energía de liberación rápida, tales como cereales, pueden ser útil para proporcionar un poco de energía instantánea por cortos períodos de trabajo intenso.

Se debe tener cuidado, sin embargo, que las comidas no sean demasiado grandes, ya que esto puede producir que el azúcar y el almidón no digerido, entre en el intestino grueso, y cause consecuencias graves, como cólicos y laminitis. Nunca alimente a su caballo con más de 2 kg de alimento concentrado por comida.

La alimentación de acuerdo a la condición corporal

Si su caballo pierde peso con facilidad, la mayor parte de su alimento concentrado tiene que ser alto en grasas y fibras de alta digestibilidad. Si su caballo mantiene el peso en bien, entonces ninguna energía adicional se convierte en grasa. En esta situación, su caballo necesita un pienso de energía baja o media, y de bajos niveles de grasa.
El pesaje regular y la condición de puntuación le permitirá recoger datos sobre los cambios en el peso y la condición de su caballo.

 

Minerales y Vitaminas

Al igual que todos los caballos, el caballo de doma necesitará vitaminas y minerales para mantener la salud y el rendimiento.

Entre los más habituales, son los complejos vitamínicos, los calmantes naturales y los condroprotectores.

PRODUCTOS RECOMENDADOS
 Pasture_Cubes_326x402 Staypower_Cubes_326x402 Competition_Mix_326x402_01

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.