La formación de abscesos en el casco es una causa muy común de cojera en el caballo. En zonas de clima húmedo, tras una larga época de clima seco, suele ser especialmente frecuente.

¿QUE ES UN ABSCESO EN EL CASCO?

Los abscesos son infecciones en el interior del estuche córneo del casco. La mayoría de las veces se producen por la penetración de bacterias a través de la pared o la suela del casco por pequeñas grietas o fisuras. Este tipo de lesiones no se aprecian a simple vista y son suficientes para ayudar a la entrada de microorganismos.

A parte de las grietas en el casco, otras causas comunes pueden ser:

    • Introducción de un cuerpo extraño.
    • Herraduras clavadas muy cerca del tejido laminar del casco.
    • Traumatismo en los tejidos blandos en cascos con suela fina.
    • Hematomas por traumatismos en la planta.
    • Talones estrechos.
    • Transición de condiciones climáticas secas a húmedas.

La entrada de estas bacterias provoca una reacción inmune del organismo que responderá a la infección llevando a la zona glóbulos blancos. El acumule de tejido muerto, glóbulos blancos y bacterias forma una bolsa de líquido viscoso (pus). Esto será lo que denominaremos absceso.

Dado que las estructuras sensibles del casco están rodeadas por una capa córnea muy dura, la acumulación de líquido provocará un aumento de presión y, con ello, un gran dolor en la zona.

A medida que el absceso se va haciendo más grande, va expandiéndose por los tejidos blandos del casco pudiendo abrirse hacia el exterior. Estos puntos de apertura pueden ser:  la misma grieta por la que se formó, la suela o la zona de la corona del casco.

SíNTOMAS

Los síntomas pueden variar desde que el caballo no presente ningún signo de dolor hasta la cojera completa.  También podemos encontrar:

    • Inflamación de la parte distal de la extremidad.
    • Aumento de temperatura de la pared del casco.
    • Presencia de pulso digital.
    • Apoyo de las lumbres del casco al caminar.

Imagen bandages-3212471_960_720

TRATAMIENTO

En cuanto sospechemos de un absceso debemos avisar a nuestro veterinario. Este realizará una serie de pruebas diagnósticas para asegurar que existe un absceso y descartar otras patologías, como fisuras en el hueso del tejuelo.

Las pruebas se basarán en el uso de las pinzas de casco, para identificar el punto de dolor, y la realización de radiografías que determinarán hasta qué punto llega la lesión.

Una vez identificada la zona, el veterinario reducirá el grosor de la palma mediante una legra para poder drenar más rápido el absceso.

El tratamiento de los abscesos se basa en realizar cataplasmas con sustancias altamente osmóticas, provocando un ablandamiento de la palma y la salida del contenido del absceso.

Si el veterinario observa que el absceso se complica puede pautar el uso de antibióticos tanto locales como sistémicos y el uso de antiinflamatorios para ayudar al caballo a sentirse más cómodo.

PREVENCIÓN

La prevención se basa en mantener las cuadras y los cascos limpios y secos. Por ello, los caballos que viven en prado tienen mayor probabilidad de desarrollar esta patología, ya que no podemos controlar la humedad de sus cascos.

Aún estando nuestro caballo en libertad es muy importante mantener los prados limpios. Sería interesante evitar prados muy pedregosos y/o eliminar piedras con las que el caballo podría crearse hematomas en la palma. Asimismo, hay que evitar que existan objetos punzantes con los que se pueda dañar la estructura del casco.

Imagen field-3543261_1920

Recuerde:

    • Todos los caballos son susceptibles a sufrir abscesos de casco.
    • Los caballos que han experimentado laminitis corren un riesgo mucho mayor, ya que la estructura del casco está debilitada.
    • Los caballos que habitan en ambientes húmedos o que pasan de lugares secos a húmedos con rapidez tienen un mayor riesgo de desarrollar abscesos.

Por último, aunque siempre comentamos que la prevención es muy importante, en el caso de los abscesos de casco, al ser el clima una condición determinante de la patología, es muy difícil controlar su aparición.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.